Últimas Entradas
Himno 78 | Al Mundo Paz (enero 2, 2021 9:08 pm)
Himno 183 | No me olvidé de ti (enero 2, 2021 9:01 pm)
Himno 412 | Todas las Promesas (enero 2, 2021 8:57 pm)
Himno 400 | Castillo Fuerte (enero 2, 2021 8:52 pm)

La presencia Silenciosa de Dios

Enciendes la televisión y te encuentras que todas las cadenas nacionales están informando un «notición»: Un hombre guiado por Dios divide las aguas del Océano Pacífico. No lo puedes creer. Enseguida, ves en tu celular notificaciones de Twitter, el nuevo trending topic «#MultiplicaciónDelPan» es furor.

¿Qué pasaría si esas noticias fueran una realidad hoy? O más importante, ¿Por qué no suceden milagros como los que ocurrían en el antiguo Israel o en el tiempo de los Apóstoles? ¿Será que Dios no desea actuar con el mismo poder?

La presencia silenciosa de Dios, escrito por el pastor Ángel Manuel Rodríguez, precisamente desarrolla su contenido tratando de analizar estas preguntas a través de la historia de Ester. Pero, ¿por qué habrá escogido el libro de Ester para desarrollar este tema? Analicemos de que va este libro.

  1. En el libro de Ester, en ningún versículo se menciona a «Dios» o alguna persona de la divinidad explícitamente.

    Así es, pueden leer todo el libro de Ester y no encontrarán en los versículos la palabra «Dios», «Jehová», «Señor», «Espíritu» o alguna alusión a la divinidad de manera explícita. En esta época posmoderna, de diversas maneras se oculta a Dios o se prefiere que pase a segundo plano. En el caso de la experiencia de Ester y su pueblo, se ve que aun en una sociedad que reniega a Dios, Él está trabajando de tal manera que la cadena de acciones que realiza con su pueblo son finalmente, un milagro.

  2. No hay poder en la tierra que no tenga un límite.

    Piensa en el tirano más grande la tierra, en el ser que más daño a causado a la humanidad, en la persona que más muertes, dolor y desesperación a provocado. Ahora piensa en la persona que consideres con más poder, éxito o dominio de las masas. ¡Noticia! En algún momento esa persona ya murió o morirá. Aun el imperio más grande hecho por el humano llegará a su fin. Hay reyes que hablaron de si mismo como ser los «dioses» de esta tierra, pero actualmente lo único que queda son sus historias en los libros. También hay quienes realizaron contribuciones excepcionales en alguna rama del estudio, pero aun con todo, solo quedan las conclusiones de sus esfuerzos. No hay poder en este mundo que dure para siempre, se limita tanto por el tiempo y por el lugar, el imperio romano gobernó por muchos años pero llegó a su fin. ¿Quién no tiene este limite de espacio – tiempo? Dios. Veamos como sigue esto.

  3. Los problemas, dificultades y amenazas llegarán a su fin.

    Israel ha pasado por duras pruebas y en medio de muchas guerras, incluso en este siglo se ve como experimentado muchas bajas en su país. En el tiempo de Ester, casi ocurre un genocidio y sí, de todo el pueblo de Israel sin excepción. Habrá un tiempo en que los conflictos bélicos llegarán a su fin a causa de la segunda venida Cristo. No habrá más llanto, dolor y muerte. Así no existe poder absoluto por parte del ser humano, el dolor también perderé su continuidad. Pero, ¿Qué hacemos con el sufrimiento actual?…

  4. No existen las coincidencias.
    Las típicas historias de acción y aventura tienen la siguiente estructura:

    A) Se presentan que hay problemas.
    B) Los héroes aparecen.
    C) El conflicto es muy acérrimo.
    D) Los héroes pierden o no es suficiente lo que tienen para vencer al enemigo.
    E) Vuelve a ocurrir el conflicto, per esta vez logran vencer los héroes.
    F) Felices para siempre, hay paz.

    Nos gustaría que nuestra vida fuera así, o sea, no nos gusta el conflicto pero nos agrada que sepamos cual es el final de una historia donde hay muchos problemas. En el caso de Ester, el genocidio de su pueblo tiene día, lugar y cómo sería la destrucción de ellos. ¿Cómo solucionar este problema?

    Bueno, el rey tenía a una reina pero quitó de su palacio… necesitan otra reina. Ester aparece, gana el concurso impuesto por el rey, Ester es israelita pero por algún motivo deciden ocultar este secreto. Un familiar de Ester ayuda en algún momento de la historia al rey, no se le da mucha importancia, ni siquiera el rey hace algo por él. El enemigo de los israelitas planea la destrucción de Israel, aparentemente es el fin de este pueblo. El rey comienza a tener pesadillas, necesita leer algo, le dan el libro de crónicas… lee que un hombre salvó su vida. Ester prepara un encuentro con el rey y el enemigo de Israel, Ester le dice la verdad sobre su nacionalidad y que es familiar de la persona que ayudó al rey, se da a conocer las intenciones del enemigo de Israel. El rey le da poder a aquel que salvó su vida, solicitan derrocar los planes del enemigo de Israel. Y así fue como se soluciona todo. Bonitas, precisas y exactas coincidencias ¿no? Pues no, esta cadena de acciones no es más que un milagro de Dios. Él está al control de la historia, pero ¿tenemos nosotros alguna participación en esto?…

  5. Basta de pensar en Dios como un amuleto.

    «Si oras mucho mucho mucho mucho mucho, entonces ahí TE ocurrirá algo bueno», «Señor, mira a todas las personas que he ayudado, merezco que ME vaya bien», «¿Sabes? La clave del éxito es pedirle que Dios te bendiga en TUS planes». OJO y CUIDADO con estas aseveraciones, aparentemente son con buenas intenciones, es algo que aparece mucho en redes sociales, pero nuevamente… OJO y CUIDADO. ¿Quién es siervo de quién? ¿Utilizamos a Dios para así cumplir nuestros propios planes o pedimos que el vaya preparando los planes según Su voluntad?Ester solicita a todo el pueblo de Israel que practiquen el ayuno. ¿Es acaso esto pedir a Dios que obre a cambio de esta práctica? No, lo que Ester y su pueblo están comunicando es una expresión de humildad, a través del ayuno están diciendo «Señor, sin ti no somos nada, el alimento proviene únicamente de ti. No podemos hacer nada para revertir esta situación, queremos que tu controles la situación por eso te dejamos nuestra voluntad para que Tú obres como sea conveniente». Ester se entregó en las manos de Dios, decidió que Él trazara el plan de su vida y de su pueblo.

Hoy no se ven milagros tan vistosos como los de antaño, pero Dios cada día hace milagros sorprendentes por sus hijos e hijas. El libro nos hace una invitación a seguir los planes de Dios, pues en estas «reiteradas coincidencias» se ve la salvación y los cuidados de Dios.

Seguidor de Jesús, redactor Tesoros en el Cielo y Tecnólogo médico.

16526 Comments